domingo, 3 de febrero de 2013

Anboto - Txaro Iglesias Lareo



Anboto, 27-01-2013 

Dentro de mis montañas preferidas está el Anboto. 
Así que, en buena compañía, lo subimos. 
Tenía esa capita de nieve, 
que lo pone un poquito más entretenido y misterioso. 



La silueta de Mari

Empezamos en Arrazola, 
después del último caserío, a la izquierda,
por la base de la pared subimos hasta el collado de Zabalandi 

Arrazola


Ascendimos por su cara sureste,
 pasando por la ventaneta 
y disfrutando del paisaje hasta la cima. 

Ya se ve el ojo de la ventaneta...

La ventaneta







Llegando a la cima

La bajada por el mismo sitio de subida, 
con mucho cuidado debido a la capa de nieve, 
hasta el collado de nuevo.  
De allí hacia las peñas de Andasto, 
bajando por el hermoso bosque de hayas 
y la calzada romana para volver a Arrazola. 



!Qué hayas!

Restos de calzada

Pasamos un día estupendo. 
A veces, que poco se necesita 
para ver la vida de otro color


3 comentarios:

Miren Muñoz dijo...

me ha encantado el recorrido, en el que habeis tenido un poco de todo, nieve-roca, hayas preciosas y visibilidad para disfrutar...y no tan lejos de casa....

Txaro Iglesias Lareo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Txaro Iglesias Lareo dijo...

me alegro que te haya gustado,eskerrik asko